martes 21 de mayo de 2024
12.1ºc San Juan

POLÉMICA

Nación revisará los contratos de la estación china en Neuquén

Se había anunciado que funcionarios nacionales iban a ir al predio de Bajada de Agrio. Hay hermetismo sobre el cambio de decisión. El que definirá es el jefe de Gabinete, Nicolás Posse.

Nación revisará los contratos de la estación china en Neuquén
martes 09 de abril de 2024

El Gobierno decidió poner en revisión todos los contratos, acuerdos y documentos públicos y secretos relacionados con la estación de observación espacial que China instaló en Neuquén en 2012. Al mismo tiempo, resolvió no realizar por ahora una visita ni una inspección técnica a la misteriosa base que depende de las Fuerzas Armadas del gigante asiático. 

Los trascendidos tuvieron una confirmación pública poco después que el propio embajador de EEUU en Argentina, Marc Stanley, mencionara el tema de la base china como uno de los tópicos en la agenda bilateral. 

“Me sorprende que la Argentina permita que las Fuerzas Armadas chinas operen en Neuquén, en secreto, haciendo quién sabe qué”, había manifestado el diplomático norteamericano. “Tengo entendido que se trata de soldados del ejército chino que operan este telescopio espacial, no sé lo que hacen, creo que los argentinos tampoco lo saben, y deberían entender por qué los chinos están desplegados allí”, agregó.

El tema fue mencionado en las diversas conversaciones que tuvo la jefa del Comando Sur con funcionarios y militares argentinos en la intensa actividad que desarrolló en sus tres días en Buenos Aires. La general estuvo en la Capital Federal y en Ushuaia, desde donde Javier Milei anunció que Argentina construirá con aval de Estados Unidos un puerto multipropósito, con capacidad para operaciones comerciales, científicas y, eventualmente, de defensa.

El anuncio que hicieron funcionarios nacionales de una inminente inspección científica a la estación espacial moderó las exigencias públicas de Washington y permitió que la visita de la Jefa del Comando Sur se realizara sin contratiempos y acorde a la inmejorable sintonía que tienen la administración Biden con el gobierno de Javier Milei. La preocupación principal de Estados Unidos es clara y no admite matices: teme que esa estación, que está conectada con China continental y el Ejército del régimen, realice tareas de espionaje o de seguimientos vinculados a la defensa, pese a que en lo que se conoce de la letra de los compromisos bilaterales se resalta que está prohibida cualquier actividad militar. 

Uno de los interlocutores principales de la Casa Rosada con la general Richardson fue el jefe de Gabinete, Nicolás Posse, quien quedó a cargo del tema de la estación espacial. Por orden de Milei, el equipo del ministro coordinador tendrá a su cargo el análisis de toda la documentación -tanto la pública como la reservada y también la secreta- que se remonta a los años 2010. En ese arqueo, se buscará si hay algunas condicionalidades u obligaciones que debía cumplirse y que no se esté cumpliendo.

 

Fuente: Infobae

Te puede interesar
Últimas noticias