Mundo
25/10/2020

España: estado de alarma y toque de queda por seis meses

El presidente del Gobierno español destacó que el país se encuentra en una situación “extrema”. La medida entra en vigor a partir de esta tarde y al menos durante los próximos quince días, aunque con la posibilidad de prorrogarlo durante meses si así lo autoriza el Congreso

España: estado de alarma y toque de queda por seis meses
L

a segunda ola de la pandemia de coronavirus en Europa cobró fuerza en las últimas horas cuando varios de los países que estuvieron entre los más afectados a principios de año volvieron a mostrar altas cifras de contagio que encendieron la alerta entre los gobiernos, que se disponen a tomar cartas en el asunto para contener el brote y evitar las altas cifras del invierno pasado en el hemisferio norte.

En este marco, hoy el presidente del gobierno español, Pedro Sánchez, encabezó un encuentro de funcionarios para preparar el nuevo plan con el objetivo de frenar el auge de contagios: el estado de alarma, anunciado este mediodía, otorga poderes extraordinarios al gobierno nacional, incluyendo la capacidad de restringir de forma temporal los derechos fundamentales garantizados en la Constitución, como la libertad de movimiento. Si bien por el momento solo regirá por quince días, la intención del gobierno es que se extienda hasta el 9 de mayo en tanto "en el texto del decreto ya se incluye la necesidad de prorrogarlo en el Congreso por un periodo largo". 

Entre otros puntos, esta nueva restricción obliga a un toque de queda para todo el país desde las 11 de la noche hasta las 6 de la mañana. Si bien la intención de Sánchez es evitar el confinamiento total, debido al costo económico, sí entiende que limitar el movimiento por las noches es una buena estrategia para bajar los contagios.

España ya declaró dos rondas de emergencia durante la pandemia. La primera en marzo para aplicar un estricto confinamiento en todo el país, cierres de negocios y reclutar al sector privado para la lucha contra el virus. Se levantó en junio, tras frenar la curva de contagios y salvar a los hospitales del colapso. La segunda se impuso durante dos semanas en Madrid, para obligar al gobierno regional a imponer restricciones de movimiento sobre los residentes para frenar el rebrote. Duró hasta el sábado. Ahora esta decisión facilitará a las autoridades tomar medidas drásticas, eludiendo la autorización judicial para muchas de las restricciones.

El país se convirtió esta semana en el primer europeo que supera el millón de casos de Covid-19. Además registra más de 34.000 muertos. Sin embargo, Sánchez admitió el viernes en un mensaje televisado que la cifra real podría ser de más de 3 millones de personas, debido a la falta de pruebas diagnósticas y otros factores.

 

  • Se prohíbe la libertad de circulación de 23 a 6 en todo el país. Solo se podrá circular con autorización o por motivos esenciales. Cada comunidad puede modificar estos horarios.
  • Las comunidades podrán limitar la circulación y adoptar confinamiento.
  • Las comunidades podrán limitar la permanencia de personas a un número máximo de seis personas. Con excepción de convivientes.
  • La propuesta desde el Gobierno será extender el estado de alarma hasta principios del mes de mayo. En concreto: se espera aprobar el estado de alarma en el Congreso hasta el 9 de mayo. "Es un plazo que se puede mover. Un plazo de seis meses coordinado por los expertos para poder superar la etapa más dañina de la pandemia", explicó Pedro Sánchez.
  • El objetivo para levantar este estado de emergencia es de 25 casos cada 100 mil habitantes. España se encuentra cerca de los 400 casos cada 100 mil habitantes.
  • No hay un confinamiento estricto como en marzo para cuidar la economía. Pero se recomienda que los españoles se queden en sus casas.

 

 

 

Cierre

Italia, comandada por el primer ministro Giuseppe Conte, anunció hoy nuevas restricciones luego de que el país registrase 20.000 nuevos casos diarios y a pesar de la oposición de varios gobiernos regionales y de las protestas en las calles por el toque de queda.

Cines, teatros, gimnasios y piletas deberán cerrar bajo las nuevas reglas que entrarán en vigor mañana, mientras bares y restaurantes tendrán que dejar de servir a las 18, dijo la oficina de primer ministro. En este contexto, tres regiones con las ciudades más populosas adoptaron un toque de queda en los últimos días: Lazio (Roma, centro), Lombardía (Milán, noroeste) y Campania (Nápoles, sudoeste). Por lo menos otras dos regiones, Piamonte (norte) y Sicilia (sur), le seguirán los pasos en la semana.

El país, el primero de Europa duramente golpeado por la pandemia, suma 500.000 contagios y 37.000 muertos.

La cifra más alta

Alemania reportó hoy 11.176 infectados y otros 29 fallecidos, en plena segunda ola de la pandemia, de acuerdo con el balance del Instituto Robert Koch de enfermedades infecciosas, el organismo oficial encargado del seguimiento de la crisis. Los 29 decesos de las últimas 24 horas elevan las defunciones a 10.032 en todo el país, mientras el total de casos confirmados alcanza ya los 429.181 positivos, entre ellos 317.100 recuperaciones.

Más de la mitad de los casos acumulados corresponden a tres estados: Renania del Norte-Westfalia (107.759), Baviera (89.986) y Baden-Wurtemberg (68.482). Berlín, la capital, registra 25.790 casos.

Alemania es uno de los más afectados por la crisis del coronavirus en Europa después de España, Francia, Reino Unido e Italia. El país alcanzó el pico de contagios en el marco de la pandemia entre finales de marzo y principios de abril, con más de 6000 casos diarios, tras lo cual la cifra cayó para volver a aumentar en julio.

En este escenario, la canciller Angela Merkel apeló de nuevo a sus conciudadanos a que reduzcan los contactos personales ante el aumento significativo del número de infecciones. "Estamos ahora en una fase muy grave de la pandemia, los nuevos contagios aumentan no a diario sino de hora en hora. Están por venir unos meses muy duros. El virus volvió a propagarse con rapidez, más rápido que al principio, hace más de seis meses".

"No somos impotentes ante el virus, nuestro comportamiento decide la fuerza y la rapidez con que se propaga. Y el imperativo para todos nosotros es ahora reducir los contactos. Ver a mucha menos gente", declaró ayer en su video semanal.

Dejar un comentario
Seguinos en Facebook
Noticias de San Juan